Optimismo e ilusión

Emilio Duró es un economista con gran experiencia como consultor, formador y asesor en grandes empresas. Es un conferenciante ameno y didáctico.  Merece la pena tener paciencia y escuchar las dos partes de esta conferencia

Como YouTube te llevará a su página, desde allí llegarás a las cinco fracciones de la parte primera y a las seis fracciones de la segunda parte. Antes estaba dividida en dos partes en Vímeo,  pero por algún motivo han eliminado ambos vídeos.

La gente fracasa en el momento en el que pierde la ilusión. Por ello las grandes empresas tienen un grave problema, los trabajadores y trabajadoras han perdido las ganas de vivir. La gente se pasa la vida corriendo. La falta de ganas de ir a trabajar representa un coste de entre el 22-25 % del coste empresarial. La Depresión y la ansiedad son las grandes enfermedades en la actualidad.

Hay gente que te carga las pilas, y hay gente que te desanima. Gente que siempre encuentra parking, o que no lo encuentra nunca. La vida nos da las cartas, y nosotros elegimos como jugarlas. Las personas licenciadas que en la orla de la universidad ríen, viven el 21 % más que los que no ríen.

E.D. cuenta las cosas de un modo exageradamente cómico y con un toque de paternalismo. Según él, los supervivientes en las especies son los más inmorales y los más osados; y nuestras generaciones han alargado la esperanza de vida. Estamos aprendiendo a poner años a la vida, pero no estamos aprendiendo a poner vida en los años.

¿Se puede vivir sesenta años haciendo lo mismo? Las experiencias negativas te causan miedo. Debemos planificar nuestra vida, para llenarla de pasión, ganas de vivir, salud y vitalidad.

Debemos planificar nuestro mantenimiento físico, imprescindible hacer ejercicio. Necesitamos mantener la vitalidad, seguir aprendiendo cosas con un cerebro activo. Todos buscamos amor para vivir y para crecer. La falta de pasión es una de las grandes carencias.

Tenemos tres cerebros. El cerebro reptiliano, el cerebro límbico, y el cortex, o cerebro racional. El manejo de esta clasificación me parece muy interesante y adaptado a las nuevas corrientes en psicología. Describiendo cada uno de ellos.

El cerebro reptiliano es el que tiene que ver con todo lo esencial y la supervivencia. Las respuestas básicas. No tiene en cuenta ningún otro aspecto. Intenta que cambiemos la vida para sobrevivir, o nos lleva a enfermar para que cambiemos de vida. El dolor en la espalda es miedo al rechazo. El dolor de cabeza frontal es miedo al fracaso. La fiebre y el dolor son un aviso, no prestar atención conduce a una enfermedad grave. La gente optimista y feliz rinde entre el 65 y el 100 % más. Escuchemos a nuestro cuerpo. Tomemos decisiones cuando no nos sintamos felices. Cambiemos cuando perdamos la pasión.

Viktor Frankl en “El hombre en busca de sentido” describió que cualquier persona que tiene un porqué vivir encuentra un cómo. El 97% de la gente cuando se levanta por la mañana en el mundo occidental no sabe por qué, según Emilio. Atraemos a la gente que es como nosotros. Nuestra mente provoca aquello en lo que pensamos y en lo que creemos.

En mi opinión, da la sensación de valorizar en exceso la juventud, insiste en la necesidad de renovación; repite que tiene 48 años y es mayor, próximo a la jubilación. Grita la necesidad de gimnasios, mantenimiento físico, ejercicio, adelgazamiento…

“Los machos no distinguen colores, solo dieciséis colores”. No tengo claro que esto sea real, pero el continuamente manifiesta subliminalmente la diferenciación de roles, renunciando por una parte a las caricias en tono burlesco, mientras habla de pasión e insiste en seguir los impulsos del corazón; encuentro yo en esto una ligera contradicción. Cuando habla de la menor longevidad de “los machos”, habla de guerras, de luchas y de roles tradicionalmente masculinos incluso en la prehistoria.

El cerebro límbico, se encarga del mundo de los sentimientos, las emociones, el aprendizaje con afecto imprescindiblemente, se formatea de cero a tres años. No es un cerebro racional, funciona con parámetros diferentes a la razón. Aquí están la alegría, el entusiasmo, el dinamismo, la comunicación… Actitudes no el conocimiento. Al definir este se muestra determinista en exceso. El cerebro emocional, controla las emociones, las actitudes y estas se aprenden por imitación. Volver a sentir, volver a soñar.

El cortex, o cerebro racional se ha desarrollado en los últimos tiempos.  La mente solo ve lo que quiere ver. La realidad no existe, solo hacemos una interpretación de los diferentes planos de la realidad. El análisis de la causa-efecto nos da la pista de lo que origina el problema. La mayoría de las personas niegan la realidad, no asumen su posición y su auténtica realidad. Es imprescindible ser realista y analizar nuestra auténtica situación. Solo nos cansa aquello que no nos llena. (Como ejemplo muestra un conocido video con jugadores blancos y negros pasándose la pelota, y en el que prestamos atención focalizada)

El pasa a describir lo que llama mantenerse en cuatro cuadrantes:

  1. Primer cuadrante: el físico, es obligatorio una hora de ejercicio al día, aumenta nuestro rendimiento, nos hace más capaces, más felices y más sanos. Tomar complementos vitamínicos, beta carotenos y antioxidantes.
  2. Segundo cuadrante: el intelectual, de cero a tres años se aprende el 65%; de tres a seis el  95%; de seis a doce el 98% y a partir de los 12 mueren doce mil neuronas por día, estudiar y leer. Frena el alzhéimer.
  3. Tercer cuadrante: el cerebro límbico, cuidaros, volver a bailar, poneros guapos, ir a la peluquería, seguir a vuestro corazón y revitalizar la pasión. Lo esencial es como tu mente percibe la realidad, de modo que de algún modo estamos creando nuestra propia realidad.
  4. Cuarto cuadrante: el espiritual. “Vivir hasta despedirnos”

Me resultó muy interesante el fragmento de la película “Tu que sabes” sobre física cuántica y percepción de la realidad http://www.youtube.com/watch?v=lSTlNQ8fcdI Son 15 fragmentos de la misma película.

Resumió su conferencia en tres mensajes básicos.

  1. Cuando nos suceda algún percance, nos sugiere que reflexionemos en el motivo, en el porqué nos sucede eso. Que acción nuestra lo ha provocado, como he actuado para que suceda de ese modo. De este modo no soy víctima, soy la dueña de mis actos y está en mi mano actuar. En términos de física cuántica si miramos hacia adelante no entenderemos tal vez los motivos con claridad, pero al mirar hacia atrás todo encaja perfectamente. Por qué me pasa a mí, que puedo aprender, toda persona que piensa de ese modo, dirige su vida. Todo aquella persona que dice que mala suerte tengo, como es víctima no puede cambiarlo.
  2. Seguir al corazón, la pasión, los afectos.
  3. Nos vamos a morir. Ser plenamente conscientes de ello nos hace perder el miedo a todo. Al qué dirán, a que opinarán, a como lo verán y a lo que pueda pasar. Pierdes el miedo a no ser como a ti te gustaría llegar a ser.
Anuncios

4 respuestas a Optimismo e ilusión

  1. Pingback: Optimismo e ilusión | Mariangeles

  2. Estimada MariAngeles

    Los tres ultimos puntos que expones en este texto no son de la fisica cuantica, ni de su conferencia sino lo que hace Emilio Duró es recordar lo que decia Steve Jobs en su conferencia de Stanford en 2005

    http://forum-psicologos.blogspot.com/2007/10/steve-jobs.html

    Saludos

    Me gusta

  3. He leído el artículo de Barbara Ehrenreich http://www.publico.es/371667/la-alternativa-al-optimismo-es-el-realismo . En el la autora reflexiona sobre la filosofía subyacente en esto del optimismo ante todo. Me ha resultado una aportación reflexiva porque plantea esta visión como base ideológica individualista y carente de responsabilidad social.

    Me gusta

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s